Busquets a la MLS a final de temporada

Estrellas inactivasEstrellas inactivasEstrellas inactivasEstrellas inactivasEstrellas inactivas
 

Sergio Busquets abandonaría el Barcelona a final de temporada para ir a jugar a un club de la MLS. 

Cuando Pep Guardiola le dio la titularidad ante el Racing de Santander, un 13 de septiembre de 2008, nadie podía prever que, catorce años más tarde, Sergio seguiría liderando el centro del campo blaugrana tras haberlo ganado todo, absolutamente todo, tanto en el Barça como en la selección española. Las últimas temporadas en el Camp Nou han supuesto un desgaste importante en el futbolista, pese a que nunca ha dejado de darlo todo, como un profesional ejemplar, por el equipo.

Este año vuelve a disfrutar de la mano del Xavi entrenador y, pese a la insistencia por parte del club de alargar su vinculación, el jugador ha tomado la firme decisión de despedirse del club en lo que, con el tiempo, se sabrá si es un adiós o un hasta luego. Eso sí, su intención es acabar a lo grande. Repetir la despedida de Xavi será muy complicado porque el hoy técnico se marchó en 2015 tras ganar el triplete, pero Busquets sí espera hacerlo con un buen sabor de boca y lo va a dar todo para que así sea.

Acabada la temporada, Sergio aceptaría una oferta del Inter Miami para jugar en la MLS. El conjunto de Florida, que pudo visitar el pasado verano con motivo de la gira por Estados Unidos, ya le había tentando con anterioridad. La pasada temporada ya le quiso para que fuera uno de sus jugadores franquicia esta misma campaña, pero el de Badia del Vallès quería acabar su contrato con el Barça.

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Necesita activar JavaScript para visualizarla.

De hecho, desde la entidad blaugrana le propusieron una renovación por dos temporadas más, aunque, eso sí, supeditado todo a una rebaja sustancial de su ficha. Busquets solo puso la condición que, llegado el 30 de junio de 2023, sería él única y exclusivamente, pudiera decidir personalmente si quería cumplir el segundo año de contrato o poner punto y final a su carrera en el Camp Nou y liberarse del último año firmado. De hecho, la idea para renovar era firmar una temporada más, pero el Barça solo estaba dispuesto a sellar el acuerdo si lo hacía por dos. El canterano quería ser amo y señor de su futuro, tal y como sucederá cuando acabe la presente campaña.

Síguenos

anuncia hamburguesas